¿Habrá alguna referencia a lo “ibérico” en la Declaración de independencia de Cataluña?

Macià declaró en 1931 la República Catalana dentro de la Confederación Ibérica. ¿Habrá alguna referencia a la hermandad de pueblos ibéricos o a alguna referencia a una tercera vía ibérica? Nadie lo sabe en estos momentos salvo su círculo más cercano.

Recordemos que el Consejo Asesor de Transición Nacional propuso en 2013 un Consejo Ibérico. No obstante, nada apunta a que así sea puesto que estos términos están fuera de la terminología cotidiana independentista.

El suspense se mantiene. Pedimos limpieza a las partes, cumplimiento del Estado de Derecho y dialogo para terceras vías y reformas constitucionales.

Anuncios

Los portugueses están divididos por Cataluña

La división portuguesa por Cataluña no sólo se debe a una cuestión diplomática y de interés nacional, sino que hay una división sobre la interpretación del movimiento independentista catalán.

Portugal también fue un condado con prisas secesionistas. Se miran en el espejo de Cataluña. Y ese sentimentalismo medieval no atiende a obvias razones democráticas del Imperio de la Ley en un Estado constitucional. Están divididos los portugueses, entre los constitucionalistas y secesionistas, lo que demuestran ser 100% hispanos/ibéricos. E incluso, demuestran que mantienen un interés afectivo y político por otros pueblos ibéricos.
Si a eso  se suma que la izquierda leninista y trotskista tiene su propio concepto de derecho de autodeterminación, diferente al del derecho internacional y del cumplimiento del Estado de Derecho, pues ahi se completa el cuadro de la confusión.

En 2013 el Consejo Asesor por la Transición de Cataluña propuso un Consejo Ibérico

El CATN proposa un Consell Ibèric per a cooperar amb Espanya després de la independència

Aquest Consell inclouria també Andorra i Portugal i s’inspira en experiències existents, com el Consell Nòrdic i el Benelux

 

consell
Carles Viver Pi-Sunyer, jurista catalán, autor de la propuesta iberista

El Consell Assessor per a la Transició Nacional proposa la creació d’un Consell Ibèric de cooperació entre l’estat català i l’estat espanyol, a més de Portugal i Andorra en cas d’independència de Catalunya. Així consta en un dels informes que el consell assessor ha presentat avui i que porta per nom ‘Les relacions de cooperació entre Catalunya i l’estat espanyol‘ (pdf) i del qual ha parlat el seu president, Carles Viver i Pi-Sunyer. Aquest consell s’inspira en el consell nòrdic, que agrupa Noruega, Dinamarca, Islàndia, Finlàndia i Suècia; el Benelux, que aplega Bèlgica, els Països Baixos i Luxemburg, i el consell britànic-irlandès.

‘El procés de transició nacional hauria de ser una oportunitat per establir relacions entre Catalunya i l’estat espanyol estretes i constructives, potser més que no ara’, ha dit Viver i Pi-Sunyer. ‘La transició nacional no té per finalitat la ruptura i l’aïllament de Catalunya respecte d’Espanya. Hi ha molts vincles individuals i col·lectius, històrics, culturals, econòmics. Caldrien unes noves relacions amb un nou principi d’igualtat i respecte mutu entre les dues parts. És un propòsit coherent, que sempre ha buscat el catalanisme polític, però que ara es podria fer d’una altra manera’, ha afegit.

En aquest sentit ha parlat de les relacions de cooperació que hi acaba havent entre estats limítrofs que han viscut processos de separació. ‘Al final les relacions de cooperació es restableixen’, ha dit Viver i Pi-Sunyer, que ha explicat que ‘a partir de l’experiència comparada i la minimització del paper de les fronteres, l’informe suggereix que des del començament s’intenti establir amb l’estat espanyol relacions de cooperació. Per exemple, oferir la creació d’institucions de cooperació de tipus general’. I aquest seria el cas del Consell Ibèric que es suggereix.

A més d’aquest informe, el CATN n’ha presentat avui tres més: un sobre l’administració tributària de Catalunya; un altre sobre la internacionalització de la consulta i un tercer sobre les tecnologies de la informació i de la comunicació en un estat català.

consell1consell2.1consell2consell3

El Consejo Ibérico

La Generalidad de Cataluña, mediante el Consejo Asesor para la Transición Nacional ha propuesto la creación de lo que llamaría Consejo Ibérico en caso de que Cataluña consiguiera la independencia. El Consejo, que sería similar al The Nordic Council, estaría formado por España, Portugal, Cataluña y Andorra. Estas declaraciones han sido recogidas en el informe llamado Las relaciones de cooperación entre Cataluña y el Estado español.

Esta propuesta ha sido la primera que apunta a una relación entre el nuevo estado catalán y España, incluyendo a los otros dos estados que se encuentran dentro de la península. El motivo que impulsa la voluntad de creación del Consejo es velar por los intereses comunes entre todos los terrenos que hay dentro de la península, además de los lazos históricos. La finalidad es favorecer las relaciones de cooperación a la vez que aumentar el grado de influencia que tendría ante la UE. Según el informe, el Consejo Ibérico reuniría más de 57 millones de habitantes y tendría un PIB superior a los 1.196 millones millones de euros.

En caso de que el Consejo Ibérico no llegara a realizarse, el Consejo Asesor para la Transición Nacional ha pensado en una segunda posible propuesta con la misma idea pero a una escala más pequeña, proponiendo la creación de un Consejo Catalano-Español, inspirándose en el Benelux. La finalidad, sería más o menos la misma que la del Consejo Ibérico con el objetivo de buscar sinergias de cooperación entre ambos países, una solución que favorecía a ambos territorios.

 

Fuentes Noticias:

http://viamobilcatalana.cat/el-consejo-iberico/

https://www.vilaweb.cat/noticia/4163191/20131220/catn-proposa-consell-iberic-cooperar-espanya-independencia.html

Documento íntegro:

https://www.vilaweb.cat/media/continguts/000/074/251/251.pdf

IBERISMO COMO LLAVE DE LA PRISIÓN (VISIÓN INDEPENDENTISTA; OCTUBRE 2017):

http://www.ara.cat/opinio/Liberisme-clau-preso_0_1879612063.html

No a la guerra entre hermanos ibéricos

Desde el blog Estado Ibérico reclamamos:

  1. El Estado debe tener claro que o es capaz de realizar una operación militar limpia o debe aceptar un referendum con mayorías cualificadas, puesto que no compensa, en coste económico, humano y de imagen, una operación permanente a gran escala con muertos y con una performance que legitimara el relato de pueblo oprimido. En tal caso volveríamos a la casilla del referendum por presión internacional y con un clima hostil al debate democrático.alberti
  2. Solicitamos al mundo intelectual y al pueblo portugués que propongan una solución ibérica para Cataluña entre hermanos ibéricos. Por ejemplo una confederación ibérica o un acuerdo con Andorra para que la catalanidad tenga representación exterior como Estado.
  3. Pedimos a Puigdemont que convoque elecciones para que busque una ratificación de su Declaración Unilateral de Independencia, dando así el derecho a todos los catalanes a decidir su futuro en elecciones con garantías, reconocidas por ambas partes. Es la mejor opción antes de la tragedia. En caso de ratificación de la DUI, el Estado se vería totalmente obligado a negociar.
  4. Esperamos que este domingo en Barcelona aparezca el tercer actor en liza que todavía no ha comparecido a la guerra: los catalanes no independentistas. Hay manifestación convocada.
  5. Por último, decir a ambas partes que la fraternidad entre pueblos ibéricos/hispánicos prevalecerá. Hispania/Iberia prevalecerá.

¿Un referendum catalán leal con Iberia?

Para aquellos que defiendan un referendum para Cataluña, que en ningún caso entra en la casuística del derecho a la autodeterminación, pudiera tener un formato consultivo y autorizado por el gobierno, a pesar de que una de sus respuestas fuera en contra del artículo dos de la constitución. Con caso de ganar tal opción, habría que reformar la constitución para constitucionalizar la nueva realidad.

La idea que planteo es que ninguna de las dos opciones sean desleales con Iberia.

Se votaría SÍ a una de las dos, para evitar el efecto sesgado de quien tiene que soportar ser NO.

¿Quiere usted una Cataluña federada a España o quiere que Cataluña sea Estado independiente (con relaciones preferenciales a través de un tratado de cooperación reforzada que constituya un Consejo Ibérico multilateral España/Cataluña abierto a Portugal y Andorra)?

“¿Por qué es difícil aplicar el artículo 155 de la Constitución?”, por el presidente de honor del Íber

La declaración que hizo ayer tarde el presidente de la Generalitat a la BBC, en la que daba por hecho la inmediatez de la declaración de independencia, es un desafío contundente al Estado español, por ser algo ya decidido, sin vuelta atrás ni negociaciones posibles, y por el medio publicitario en que se ha hecho.
Luego, la aplicación del artículo 155, guste o no, será un acto de obligado cumplimiento para el gobierno y los partidos que defienden la Constitución, no podrá haber matices, antes o inmediatamente después de la proclamación de independencia.
La cuestión ahora es que se trata de que gane el Estado español o ganen los separatistas. no hay más solución salvo que surgieran personas, tanto en Cataluña como en España que pusieran cordura y paz en el asunto.
En ese desafío lo más trágico es que existiera derramamiento de sangre en cualquiera de los dos bandos, pero, lamentablemente, esto sería inevitable dado el nivel de agresividad que se está creanddo.
Para evitarlo, solo hay dos caminos: que la fuerza independentista sea tan fuerte que convenza al Estado de que la independencia es inevitable y no merece la pena usar la fuerza o que el Estado se manifieste en Cataluña con todo su potencial para disuadir a los rebeldes de que toda acción de resistencia sería solo un acto de heroísmo para pasar a los libros de la futura historia de Cataluña, ahora ya sí como hechos constatables.
Si el Gobierno deja solos en Cataluña a los policías y guardia civiles que hay en este momento, la derrota y humillación de las fuerzas del orden españolas y el derramamiento de sangre es inevitable. Si España quiere ganar, la intervención de los tres ejèrcitos se hará necesaria, en una operación tan fugaz que no diera tiempo a reacción de la población y evitar todo tipo de violencia. Es triste y parece descabellado, pero la intervención militar abrumadora dejaría resentimientos para muchos años, pero evitaría muertes.
Cualquier ocupación de las instituciones de Cataluña va a tener una respuesta cívica impresionante, luego es un hecho que hay que pensar y estudiar con calma y estrategias adecuadas. Habrá que cerrar fronteras por tierra, mar y aire para evitar el tránsito de armas, de voluntarios, etc., habrá que crear un corredor mediterráneo para personas y mercancías por Aragón hacia Francia para que el resto del País no sufra las consecuencias (sería paradójico que Teruel existiera gracias al conflicto catalán), habría que estar preparados para un largo conflicto que arruinaría a España y, por supuesto a Cataluña.
Es casi imposible aplicar hoy el artículo 155 de la Constitución y que la mitad de la población de Cataluña lo acepte pasivamente. Por eso, el Gobierno , ni lo ha aplicado ni le gustaría pasar a la historia como el gobierno que ha provocado una guerra civil en Cataluña, ahora de verdad.
¡ Qué hacen los obispos y los abades, los grandes empresarios a los que esto les supone perder beneficios, los banqueros, los sindicalistas con prestigio, los intelectuales catalanes, los catedráticos, tantas y tantas personas pacíficas como existen en Cataluña amantes de la paz y la concordia!
A pesar de que las cosas han ido muy lejos, pensemos todos que aún hay tiempo y pueden arreglarse con diálogo y buena voluntad. Eso sí, Cataluña ha de pensar que no puede haber privilegios territoriales, luego, si de lo que se trata es de mejorar nuestra democracia y limpiar las instituciones, que no les quede dudas de que ayudaremos en eso.
Autor: D. Casimiro Sánchez Calderón
Presidente de Honor del Partido Ibérico Íber