CONVOCATORIA DEL CONSEJO NACIONAL DEL PARTIDO IBÉRICO ÍBER

A todos los afiliados y simpatizantes, tenemos el gusto de enviarte el orden del día del Consejo Nacional del Partido Ibérico Íber, que se celebrará el próximo 14 de Enero de 2017 en Puertollano, Hotel Verona, Ctra. N-420 P.K. 163 (en la entrada Norte de Puertollano ).

El Art. 12 apdo. 6,  de los Estatutos del Partido determina que han de celebrarse periódicamente las reuniones del Consejo Nacional.

foto

Hemos conseguido precios especiales para aquellos asistentes que pernocten en Puertollano en el Hotel Verona (lugar en el que se va a celebrar el Consejo, con fácil aparcamiento), previa indicación en la Recepción del Hotel que será asistente al acto.

Se ruega confirmación de asistencia y pernoctación para reserva de hotel antes del 8 de Enero de 2017, pudiendo hacerlo a través del correo admiber@gmail.com y a través de whatsapp en el número de teléfono 675 022 833.

http://www.lacomarcadepuertollano.com/diario/noticia/2016_12_26/24

Anuncios

La frontera advierte de que si no cuenta con ella, la Cumbre Ibérica será “un fraude ético”

Barcelos, 19 de diciembre de 2016.- Tras la reunión de la Comisión Ejecutiva del Eixo Atlántico, celebrada hoy en Barcelos, han comparecido ante los medios de comunicación el Presidente del Eixo Atlantico, Ricardo Rio, acompañado del Vicepresidente y Presidente de la Federación Gallega de Municipios, FEGAM, Alfredo Rodríguez, el Presidente de la Red Ibérica de Entidades Transfronterizas, RIET, José Couto, el alcalde de Viana do Castelo y Presidente de la Conferencia de Ciudades del Arco Atlántico, José Maria Costa, los alcalde de A Coruña, Xulio Ferreiro, Lugo, Lara Méndez, Barcelos, Miguel Costa y Matosinhos, Guillerme Pinto, junto al Secretario General del Eixo Atlántico y de la RIET, Xoan V. Mao.

rueda-de-prensa-comision-ejecutiva-eixo_barcelos_19_12_16

En la comparecencia han transmitido un mensaje contundente: “después de muchos años, por primera vez, se celebrará una Cumbre Ibérica sobre cooperación transfronteriza”. Los dirigentes agradecieron al Presidente de la República Portuguesa, Marcelo Rebelo de Sousa y al Rey de España, Felipe VI, que hayan puesto la cooperación en la agenda política de ambos países, en la reciente visita oficial de los Reyes de España a Portugal, con un discurso que enlaza “con el mensaje que el Rey y el anterior Presidente portugués, Cavaco Silva, lanzaron por primera vez, en la clausura de la Asamblea General del Eixo Atlántico, celebrada en Coruña en 2015, en el que plantearon la cooperación transfronteriza a nivel de Jefaturas de Estado”.

Pero esta satisfacción puede volverse decepción y frustración si antes de la Cumbre no se habla con los representantes legítimos de la Frontera en sus tres dimensiones: política, académica y empresarial, ámbitos integrados en la Red Ibérica de Entidades Transfronterizas, RIET, a través de 22 entidades, cuyo Presidente, José Couto, presente en la comparecencia, ya ha solicitado sendas reuniones con los primeros ministro.

Los dirigentes transfronterizos reconocieron la labor del los Primeros Ministros de los dos países y muy especialmente a Antonio Costa, Primer Ministro de Portugal, para el que ésta será la primera Cumbre Ibérica en la que participe y nos consta, señalan, “que está verificando el cumplimiento de un compromiso adoptado antes de ser Primer Ministro”.

“La Frontera tiene necesidades urgentes, y en algunos casos graves, como consecuencia del olvido de la últimas  Cumbres Hispano Portuguesas que no han tratado ninguno de los problemas que las entidades transfronteriza les han transmitido, los últimos 4 años”.

Problemas tan importantes como los que afectan al transporte, a la sanidad, a la educación a la inversión y creación de puestos de trabajo mediante el fomento de la actividad empresarial y la eliminación de trabas a la actividad económica en la frontera, los problemas ligados a la movilidad o las cuestiones de seguridad ciudadana y lucha contra incendios, por citar los más apremiantes que se detallan en el documento anexo.

Todos ellos se sustentan sobre la necesidad urgente de un nuevo Marco Jurídico de Cooperación ya que el vigente Tratado de Valencia, “no solo está obsoleto, sino que, en vez de favorecer la cooperación, se ha convertido en un corsé que la dificulta”, afirmó el secretario general de la RIET, Xoan V. Mao.

Igualmente, insistieron, “es determinante redefinir los Fondos Europeos para la cooperación que en los últimos años han pasado de 800 millones de euros a 200 y que ni siquiera cuentan con la logística necesaria para una gestión ágil como lo demuestra que del paquete de Fondos 2014-2020, las primeras candidaturas serán aprobadas en ¡ENERO DE 2017!”

Los dirigentes transfronterizos consideran necesario iniciar los trabajos tendentes a buscar una homologación fiscal en la Frontera.

Desacuerdo con la Comisión Hispano Lusa

Xoan Mao, como secretario general de la RIET y del Eixo Atlántico mostró su desacuerdo con los ministerios de exteriores de ambos países en calidad de responsables de la Comisión Luso Española que preparan la Agenda de las Cumbres Ibéricas, ya que no solo han ignorado los últimos 4 años las necesidades de la frontera, sino que incluso “se han negado a reunirse con las asociaciones transfronterizas para escuchar sus propuestas en un claro ejemplo de arrogancia y falta de inteligencia emocional y política”, subraya.

En este sentido ha sido solicitada entrevista con el Ministro de Asuntos Exteriores y la Secretaria de Estado de Portugal, y en breve se solicitará al nuevo Ministro español de exteriores.

No parece muy razonable que en las vísperas de las Cumbres Ibéricas se promuevan encuentros empresariales y con otras entidades de ambos países, a los que se les recibe institucionalmente y, en cambio,”no se invite a las que representan la cooperación de primer nivel los 365 días del años”, señala Xoan Mao

A las entidades transfronterizas les resulta, cuando menos, chocante que el Rey hablara en su reciente visita a Portugal de cooperación transfronteriza en un foro donde no había ningún representante de la frontera porque los ministerios de exteriores, responsables de la visita, dentro del elevado número de personas y entidades invitadas, no incluyeron a ningún representante de la Frontera.

Tan solo el Presidente del Eixo Atlántico estuvo presente en el acto organizado por el Ayuntamiento de Porto y por invitación expresa de su alcalde.

Como conclusión final, dejaron lanzado un aviso: “si no hay reunión previa con representantes de la frontera para abordar los problemas reales de las personas, empresas y universidades, en la próxima Cumbre Ibérica, la consideraremos un producto mediático y un fraude ético y se abrirá una profunda brecha con los territorios de frontera que nos obligará a seguir nuestro camino al margen de los gobiernos, aunque esperamos, de todo corazón que no ocurra así”, concluyeron.

NOTA DE PRENSA RIET

[Audio] Entrevista a Xoan Vázquez Mao, secretario general de la Red Ibérica de Entidades Transfronterizas y del Eixo Atlântico

Este blog ha tenido el gusto de entrevistar a una de las voces más autorizadas de La Raya hispano-portuguesa: Xoan Vázquez Mao. Se trata de un momento más que oportuno puesto que acaban de tener su Asamblea General y estamos ya en plena agenda preparativa de la Cumbre Ibérica entre ambos gobiernos, que tendrá lugar la próxima primavera. La Red Ibérica de Entidades Transfronterizas (RIET) y el Eixo Atlântico, promueven estrategias de cooperación en el territorio ibérico transfronterizo. La RIET articula iniciativas de la sociedad civil hispanolusa rayana. Es el gran “sindicato” de La Raya. Universidades, asociaciones empresariales, eurociudades o centros de estudio, son algunos de sus miembros.

Para aquellos que están ampliando sus conocimientos sobre la realidad de La Raya encontrarán, en esta entrevista, respuestas pedagógicas y sinceras. A quienes les gustará menos es aquellos responsables, políticos y diplomáticos, a los que pega un tirón de orejas para que cambien de mentalidad y se pongan las pilas para desburocratizar la frontera rayana.

Son dos podcasts, donde responde las preguntas* de Pablo González.

[Audios] Entrevista a Xoan Vázquez Mao, secretario general de la Red Ibérica de Entidades Transfronterizas y del Eixo Atlântico

1ª Parte (23 minutos)

Ir a descargar

2º Parte (13 minutos)
Ir a descargar

xoan-foto-2xoan-foto-1

Fotos RIET

*Cuestionario de la entrevista:

  1. CORRÍJAME SI ME EQUIVOCO. EN VIRTUD DEL VIGENTE TRATADO DE COOPERACIÓN ENTRE ESPAÑA Y PORTUGAL, EXISTE UNA COMISIÓN DE EXTERIORES QUE ORGANIZA LAS CUMBRES IBÉRICAS. HE LEÍDO QUE HAN CRITICADO SUS ACTUACIONES Y LOS HAN CALIFICADO DE “BURÓCRATAS”. DÍGAME PORQUE NO FUNCIONA DICHA COMISIÓN Y COMO LES GUSTARÍA QUE FUNCIONASE.
  2. ¿CREE QUE AMBOS ESTADOS NECESITAN MÁS COORDINACIÓN POLÍTICA?
  3. ¿QUÉ BALANCE HACE DE LA ASAMBLEA DE LA RIET? ¿QUÉ PROPUESTAS MÁS IMPORTANTES HAN APROBADO? ¿ME PUEDE EXPLICAR LA PROPUESTA DE COMISIÓN INTERPARLAMENTARIA? ¿QUÉ FUNCIONES TENDRÍAN?
  4. LA UE HA SIDO UN DINAMIZADOR CLARO DE LA INTEGRACIÓN COMERCIAL Y ECONÓMICA DE ESPAÑA Y PORTUGAL. ¿CREE QUE LA AGENDA BILATERAL DEBERÍA IR MÁS LEJOS? ¿QUE LÍMITE VISLUMBRA EN LA CONVERGENCIA ENTRE ESPAÑA Y PORTUGAL? ¿QUE RESISTENCIAS ENCUENTRA EN MADRID Y LISBOA?
  5. RECIENTEMENTE ESTUVE EN LA EMBAJADA PORTUGUESA EN LA PRESENTACIÓN DE LA MOSTRA DE CULTURA PORTUGUESA Y LOS DIPLOMÁTICOS PORTUGUESES SE QUEJABAN DE LA FALTA DE IMPACTO MEDIÁTICO. ES OBVIO QUE LA OPINIÓN PÚBLICA DE AMBOS PAÍSES SIGUE IGNORÁNDOSE. Evidentemente todo tiene su porqué. Entre las inercias heredadas: traumas de guerra, Francia e Inglaterra, lo atlántico y lo continental, “de Espanha, nem bom vento nem bom casamento”, etc.. SIENDO CIERTO QUE LA DISTANCIA MEDIÁTICA ENTRE LISBOA Y MADRID NO ES LA MISMA QUE EN LAS REGIONES TRANSFRONTERIZAS, COMO EN EXTREMADURA O GALICIA. ¿QUE MEDIDAS CREE QUE SE DEBEN ADOPTAR PARA ACERCAR LAS OPINIONES PÚBLICAS?
  6. LA RAYA, AUNQUE TIENE UN COMPONENTE FUERTEMENTE LOCAL Y REGIONAL, TAMBIÉN LO ES ESTATAL Y GLOBAL, POR LA PROYECCIÓN DEL BILINGÜISMO HISPANO-PORTUGUÉS, QUE TAMBIÉN EXISTE EN IBEROAMÉRICA, ASÍ COMO POR EL COMERCIO CON MERCOSUR O LA CPLP (ES RELEVANTE LA RECIENTE INCLUSIÓN DEL CONSELLO DA CULTURA GALEGA COMO OBSERVADOR ASOCIADO A LA CPLP), ETC. POR PONER UN EJEMPLO, LA UNIVERSIDAD DE SALAMANCA HA TRABAJADO MUCHO EL MARCO IBEROAMERICANO. ¿QUE PAPEL PUEDE JUGAR LA RAYA EN ESA PROYECCIÓN GLOBAL, EN ESA TENDENCIA DE CONVERGENCIA ENTRE LO HISPANO Y LO LUSO?
  7. ¿Y GALICIA? ¿QUÉ PAPEL ESTÁ JUGANDO TRAS LA APROBACIÓN DE LEY PAZ-ANDRADE Y EL TRABAJO DEL EIXO ATLANTICO?

 miembros-de-riet

El iberismo portugués “sin España” según Pessoa

Fernando Pessoa

Separados, teremos, cada um de nós, um sentido nacional;

Ibéria

Separados, teremos, cada um de nós, um sentido nacional; não temos sentido civilizacional. Poderemos existir mais ou menos digna e decentemente, como qualquer Bélgica ou qualquer Suíça, mas isso não é existência digna de que a ela se aspire. Valemos mais do que isso; temos direito a fazer mais que a existir.

A república portuguesa é o primeiro passo dado para a civilização ibérica. Não foi dado, é claro, conscientemente: os nossos republicanos são incapazes de qualquer actividade do cérebro anterior. Mas foi um passo que o Destino fez dar.

Deverá esse fenómeno repercutir-se em Espanha?… Na Catalunha deve ter tido efeito, porque foi o sacudir de um jugo; aparentemente talvez, mas são as aparências que impressionam o estrangeiro. Mas não está cada vez mais forte a monarquia espanhola? C> Destino o dirá. Forte e bem orientada começou a ser a monarquia portuguesa sob o governo João Franco, quando caiu moribunda.

Querer reimplantar a monarquia em Portugal é dos maiores crimes que se pode meditar contra a Pátria Portuguesa e contra a futura (ou possível) Civilização Ibérica. Nada importa investigar qual o valor de monarquia ou de república, em si, ou em relação aos países da Ibéria. É em relação ao conjunto ibérico que esse fenómeno político tem de ser analisado.

Para uma união ibérica de qualquer espécie, seja essa espécie qual for, três coisas são essenciais, e sem elas nada se poderá fazer, e antes de elas se fazerem é inútil pensar sem receio nosso em qualquer aproximação. Essas três coisas são: 1.º a abolição da monarquia em Espanha, 2.º a separação final da península nas suas três nacionalidades essenciais — a Catalunha, Castela e as províncias que conseguiu submergir na sua personalidade, e o estado galaico-português. É absolutamente impensável a solução do problema ibérico sem ser por uma federação; é impensável a federação com a constituição desigual, antinatural, viciosa e falsa, dos estados ibéricos actuais. Se os espanhóis não querem, como é natural, encarar de modo algum essa solução do problema, pedimos que nos desculpem de deixar de pensar no assunto.

Continuaria Castela a ter a sua preponderância ibérica, que passaria então a ser uma hegemonia adentro de uma espécie de federação. Não é natural, porque, uma vez quebrada a Espanha nas partes naturais que a compõem, a única razão para a hegemonia castelhana teria deixado de existir — e essa razão é a de perturbar o desenvolvimento natural da civilização ibérica. O grande inimigo da Ibéria é Castela.

Para a separação da península nas suas três nacionalidades naturais, só um caminho há a seguir. Se esse caminho for o que o destino traçou (o que ignoro), pode predizer-se como coisa certa a futura civilização ibérica. Esse caminho é a abolição da monarquia em Espanha. É a monarquia castelhana que une e liga as províncias separadas da Espanha. Cesse deveras a monarquia e Espanha cessará, porque é um estado artificial, imposto à natureza, e cujo destino acabou com a colonização da América Espanhola.

Se, porém, se não trata de uma amorfa amizade, mas de urna política definida, temos de ver como é que sociologicamente o problema se coloca.

s.d.

Ultimatum e Páginas de Sociologia Política.Fernando Pessoa. (Recolha de textos de Maria Isabel Rocheta e Maria Paula Morão. Introdução e organização de Joel Serrão.) Lisboa: Ática, 1980.

– 11.

Una interpretación del Iberismo de Pessoa, por Ángel Crespo

http://elpais.com/diario/1985/07/06/opinion/489448808_850215.html?id_externo_rsoc=FB_CC

Bibliografía iberista (XV): “Geopolítica de la Iberidad” (Modesto Barcia; 2008)

Reseña de la editorial: En esta obra ensayística, el autor considera el proceso histórico del ortograma geopolítico ibérico, mostrando cómo la Península es un marco geoestratégico, que siempre movió a las élites directoras de las poblaciones en ella asentadas, a intentar una vertebración coherente de su espacio geopolítico conformado alrededor de tres vectores fundamentales: el eurocontinental, el mediterráneo y el atlántico, a pesar de su estructuración quedara, en definitiva, configurada por una dualidad política. Y, si muchas veces, mantuvieron situaciones conflictivas, perspectivas divergentes y divisiones favorecedoras de los intereses de Potencias ajenas, los dos Estados ibéricos soberanos, afinados al presente en los valores democráticos, pueden, y deben, ya, liberados de viejas incomprensiones y tópicos separadores no menos trasnochados, establecer un marco ibérico de relación, para diseñar mancomunadamente las políticas de concertación que den carta de naturaleza al conceptos histórico-cultural de la Iberidad, entendida operativamente cómo confluencia estratégica de cooperación ibérica en la proyección europea e internacional de España y Portugal; confluencia estratégica en al que, precisamente, consiste en nuevo iberismo que propugna como contenido de la Iberidad.

Para comprar en Amazon

geopolitica-de-la-iberidad

Índice del libro:

20161213_18385820161213_18390920161213_18391520161213_18392720161213_183934

IBERISMO Y LATINIDAD

                                         Texto: Francisco López Barrios
                                                                             Escritor.
                              Premio Andalucía de la Crítica, 2016
Con el iberismo sucede como con muchas de las ideas que han transformado la vida de los seres humanos. Su evidencia les ha restado, aunque parezca contradictorio, posibilidades de concreción. Un ejemplo muy, muy normalito: hasta los escarabajos peloteros saben que las formas esféricas permiten el traslado de grandes pesos. Rodando. Pero la humanidad tardó siglos en aplicar lo evidente y convertirlo en realidad. Hoy, todo el mundo sabe qué es y para qué sirve una rueda, aunque nadie podría decir con certeza quién la inventó y quién la hizo rodar por primera vez. La rueda existe, está ahí, al verla parada cualquiera puede imaginar que en algún momento podría empezar a rodar, a moverse. A cumplir su destino de rueda.
    Pues con la idea Iberista, con la emoción Iberista, que ambas vertientes forman parte del todo Ibérico, ocurre algo parecido. Al observar el mapa de la península ibérica, cuando se representa solo a Portugal, como una isla flotando, misteriosa y ensimismada, entre el Mediterráneo y el Atlántico; o cuando se representa el mapa de España excluyendo a Portugal, grafismo extraño por la rareza inarmónica de sus formas, cualquier persona, bienintencionada y sin juicios previos de valor, advierte que hay fragmentación donde la naturaleza sembró unidad, donde el espacio geofísico refiere claramente una continuidad territorial que se denomina península y que nace a partir de  frontera natural que son los Pirineos. Una península habitada desde antiguo por un pueblo de origen indo/escita, los íberos, que, probablemente compartirían el territorio con las inevitables pugnas tribales en una primera fase. Agravadas después durante la Edad Media, tras la expulsión de Roma, por los conflictos de intereses entre las clases dominantes, representados y hechos suyos por monarquías y estamentos nobiliarios que en muchas ocasiones buscaron el apoyo exterior para defenderlos, cuando incluso ellas mismas ni siquiera procedían, como en el caso español, de troncos dinásticos hereditarios de mínima o ninguna relación genética con España. Los iberos originales fueron acogiéndose en reinos diversos, disfrutando del uso de variadas lenguas derivadas, con excepción del vasco o euskera, del mismo tronco común: el latín. A veces se unificaron en un solo reino, otras se multiplicaron en sus apegos a identidades que en ocasiones fueron reales y otras veces simples banderines de enganche emocional al servicio de los caciquismos locales o regionales.
  Ese fue el pasado, y asi llegamos hasta nuestros días. Un pasado similar al de las restantes naciones europeas, sobre todo las grandes naciones europeas, entre las que se encuentran por derecho propio España y Portugal. Naciones transformadas en Estados que, a partir de la Revolución francesa, incorporarán, de la mano de sus ciudadanos más avanzados, las novedosas propuestas de libertad, igualdad y fraternidad. Un catálogo de ideas inquietantes para el universo conservador puesto que, como cualquier idea que trate de pasar de la teoría a la práctica, al final se verá obligada a abordar la estructura económica sobre la que intenta actuar y establecerse.
En definitiva: una historia común que, por supuesto, se desarrolló en parecidos términos en España y Portugal, los dos grandes Estados ibéricos, (sin olvidarnos de Andorra) que vieron como sus circunstancias se adaptaban a las realidades que llegaban con los aires transformadores procedentes de Europa. Por eso, mienten quienes nos tratan, a los habitantes de Iberia, como seres que han vivido encerrados en sí mismos: dos Repúblicas hubo en España, y, por ejemplo, se logró el voto femenino antes que en muchos otros países europeos. Por tener, hasta tuvimos una dictadura de corte fascista durante cuarenta años. También en Portugal, con Franco desde tendiéndole la mano a Oliveira Salazar y viceversa.
¿Qué ocurrió con los pequeños mientras que los grandes dirimían sus rencillas?¿Qué ocurrió con los habitantes de Iberia, con quienes trabajaban cada día para ganarse el sustento y eran, en todo caso, las primeras víctimas de las banderas y los himnos amparados en la retórica de la separación en lugar de la búsqueda de la concordia? Llegaron los enfrentamientos, las desconfianzas, la pérdida de una identidad que no se rindió ante Roma pero que, fragmentada, perdió sus posibilidades de desarrollo. Y aunque es verdad que, desde cualquier punto de vista, el hábitat ibérico ganó con la latinidad, que no solo trajo a Iberia el arado, capaz de revolucionar las técnicas agrícolas de los íberos, especialmente en las duras y frías tierras del norte de la península, sino el Derecho, el cristianismo, los acueductos, las escuelas públicas, y, en definitiva, un  grado superior de civilización; aunque es cierto que Roma unifico y construyó lo que después destrozarían los barbaros, no es menos cierto que la reconstrucción de una identidad común, que pudo hacerse bajo el aliento poderoso de la latinidad, se perdió de nuevo entre avatares como la llegada de los pueblos germánicos del norte de Europa primero y del Islam unos siglos más tarde.
   Hoy, para los iberos, vuelve a ponerse en hora el reloj de la libertad, de la igualdad y de la solidaridad. Se inicia, desde el esfuerzo callado de unos miles de ciudadanos portugueses y españoles, una nueva etapa que mira sobre todo al futuro, que convierte en historia interesante, pero inoperante en las conciencias las viejas rencillas del pasado, y que se apoya en dos bastiones que le son propios, reales e indiscutibles: la ibericidad y la latinidad. Lo ibérico, que delimita la realidad geofísica, que no necesita demostración, y que nos habla de una pluralidad de pueblos, quizás la de mayor personalidad individual y de conjunto de las que habitan Europa; y lo latino, que constituye el cuerpo de espiritual, lingüístico, filosófico, ontológico, y que se resume en la forma de entender la vida, de imaginarla y practicarla. Con sus particulares modulaciones culturales pero con los signos de la pertenencia a un tronco común fácilmente identificables.
dominacion-romana
Cuando en Guinea Ecuatorial se habla español o cuando en Brasil o Mozambique se habla portugués, el fenómeno de la iberofonía se produce con naturalidad. Más como una conquista de todos que como la agresividad de algunos, inscrita esta última, de todas formas, en las páginas del pasado histórico. Y cuando en Argentina o en Méjico o en El Salvador o en Brasil se sienten latinoamericanos y/o iberoamericanos, no dicen nada que no se corresponda estrictamente con el enorme bagaje que llegó desde Iberia, que se hizo materia al ser vivida por seres humanos de carne y hueso y que incluía e incluye desde la sabiduría de Pitágoras y Sócrates hasta las intuiciones cuánticas de Teresa de Jesús o Ibn Al Arabí de Murcia, desde la epopeya de “Os Luisiadas” de Camoens, hasta los deslumbrantes registros creativos de Pessoa o de Saramago. Por citar solo algunos, pocos, ejemplos de lo que afirmo.
Cuando más de cincuenta millones de habitantes de la península ibérica pierdan por fin el velo que cubra su mirada; cuando se reconozcan como tripulantes del barco con más futuro (posible, aunque los futuros hay que trabajarlos) de los que navegan por el mundo en el nombre de Europa; cuando en el Parlamento europeo resuene por fin la voz de una Iberia no necesariamente fundida en un solo Estado, pero si cohesionada en una voluntad común y en una dimensión de estrategias globales compartidas; cuando por fin el mosaico ibérico actual encuentre el encaje democrático de sus piezas para defender los intereses que nos afectan (los intereses de las mayorías, no de las multinacionales, los bancos o el capital), solo entonces nosotros, los íberos, con el apoyo de los pueblos hermanos de América, África y Asia, podremos traducir nuestra existencia en una civilización renovadora y heredera de la creatividad histórica, de cuyas entrañas más íntimas formamos parte.
    El movimiento Iberista acaba de empezar. Recoge las múltiples herencias del pasado, y las reformula en el presente mirando al futuro. La llamada a los pueblos ibéricos, la convocatoria de sus esfuerzos para descubrir la comunidad de sus vínculos, se apoya en una historia que muchos desconocen porque algunos trataron sistemáticamente de borrarla de la memoria colectiva.
Los tiempos cambian. El sujeto de las transformaciones sociales no puede ser ya a estas alturas una clase social en exclusiva, sino la alianza de los individuos  que comparten  puntos de vista solidarios y son conscientes de las mismas necesidades. Una alianza no contra nadie, sino a favor de todos y en la que todos los íberos de buena voluntad tienen cabida.
  Ojalá los esfuerzos pioneros del Movimiento Partido Ibérico portugués y del Partido Ibérico Iber español, logren captar las voluntades de nuevos militantes capaces de trasladar a sus círculos de influencia las buenas nuevas que ahora se ponen en marcha. Ojalá que el grito de ¡Viva Iberia Libre!, un grito de ánimo y concordia, resuene pronto en las calles y las plazas de nuestra vieja península ibérica, la patria compartida – y secuestrada durante siglos – de los íberos

Portugal en el Canal Extremadura Radio

Raquel Gafanha, Lectora del Instituto Camões, y Montaña Hernández Martínez, directora del Gabinete de Iniciativas Transfronterizas, son las primeras invitadas del programa “La Tarde Contigo”, y lo hacen para hablar de Portugal y del trabajo que se realiza tanto en el Instituto Camões como el Gabinete.

http://www.canalextremadura.es/embed/alacarta/radio/audios/portugal-en-la-tarde-contigo

Recomendamos los podcasts del programa Lusitania Express